El PP califica los bonos cultura de “insuficientes y discriminatorios”

  • Para los populares son discriminatorios porque favorecen un mayor descuento en los productos culturales en euskera (un 50%) que en los de castellano (un 33,3%) e insuficientes porque los bonos para productos en castellano están agotados desde hace días pese a que la campaña era hasta mayo del 2021.
  • Marta Alaña, procuradora del grupo Populares Alaveses en las Juntas Generales de Álava: “Las consecuencias económicas del COVID las han sufrido todos, tanto los que producen y venden cultura en euskera como los que lo hacen en castellano”.
  • “Esta campaña foral está muy alejada de la realidad de Álava”.
  • El PP exige que se corrija esta discriminación de inmediato, se modifiquen las bases de la campaña y se amplíe con dotación, tal y como propondrán en los presupuestos forales a través de enmiendas. 

30 diciembre 2020.-El PP de Álava ha calificado el bono cultura promovido por la Diputación Foral de Álava de “discriminatorio” porque “favorece un mayor descuento en los productos culturales en euskera que en los de castellano” e “insuficiente” porque “los bonos para productos en castellano están agotados desde hace días” pese a que la campaña era hasta mayo del 2021. La procuradora popular en las Juntas Generales de Álava, Marta Alaña, ha remarcado que “las consecuencias económicas del COVID las han sufrido todos, tanto los que producen y venden cultura en euskera como los que lo hacen en castellano y los que consumen cultura en cualquier idioma. Esta campaña foral está muy alejada de la realidad de Álava”.

“Las consecuencias económicas del COVID son iguales para quien produce, vende o compra en euskera o en castellano”. Marta Alaña, juntera del PP.

Tal y como se recoge en las bases de los descuentos que se aplican en el bono cultura desarrollado por la Diputación, para los productos culturales en euskera, por ejemplo libros, de una compra mínima de 20 euros se aplica un descuento de 10 euros; mientras que en los productos culturales en castellano de un mínimo de compra de 30 euros se realiza un descuento de 10 euros. Es decir, “si consumes libros en euskera subvencionan el 50% en cada bono y si los consumes en castellano el 33,3%. Es una clara discriminación”, ha explicado Alaña.

Además, Alaña ha remarcado que la discriminación es doble porque “exigen a la población a gastarse más dinero en castellano para empezar a subvencionar. En un libro en euskera basta con gastar 20 euros para que subvencionen 10 euros y en castellano hay que gastar mínimo 30 euros para empezar a beneficiarse del descuento. Es decir, hay menos porcentaje del descuento y más gasto”.

Lo mismo ocurre en los denominados servicios culturales, la proporción es que “si compras por ejemplo una entrada para un espectáculo en euskera el descuento es del 50% (comprar mínima de 40 euros, descuento de 20 euros) y si lo haces para una obra en castellano es del 37,5% (comprar mínima de 40 euros, descuento de 15 euros)”, ha detallado la procuradora popular

Para Alaña se está produciendo “un sectarismo” que perjudica con menor descuento a los que consumen cultura en castellano “que es la gran mayoría de la población alavesa”. Como constatan los establecimientos, los bonos descuento en castellano están agotados desde hace días en las todas las librerías, pese a que la campaña duraba hasta el 31 de mayo del 2021. “Los alaveses consumen sobre todo los bonos en castellano y han tenido menos descuento. Se han agotado en muy pocos días y solo quedan ya los bonos para adquisición en euskera, los que tenían un mayor descuento, por lo que la demanda no es igual”, ha subrayado. 

Los bonos culturales nacieron por parte de la Diputación Foral de Álava para contribuir “al fomento del consumo cultural entre la ciudadanía y el fortalecimiento del sector cultural alavés” tras la época del COVID, por ello, la juntera del PP se cuestiona: “¿los productores culturales han sufrido diferente esta crisis si crean en euskera o en castellano, la economía familiar de los ciudadanos se ha visto más resentida si consumen obras en euskera que en castellano? Es un sinsentido”. 

El PP ha exigido que se corrija esta discriminación de inmediato, se modifiquen las bases de la campaña y que se amplíe con dotación, tal y como van a proponer en los presupuestos forales a través de enmiendas. 

El PP propone al SEPE que abra un puesto de atención en Oyón para reducir la demora en las citas

  • Los populares de Oyón consideran que “hay que aprovechar sinergias”, ya que el Gobierno Vasco y la Diputación Foral de Álava van a rehabilitar las oficinas de Lanbide con un presupuesto de 400.000 euros y es un momento clave también para incluir el SEPE en esta ubicación. 
  • Eduardo Inclán, concejal del Ayuntamiento de Oyón: “Los vecinos de Oyón están hartos. El servicio está saturado y las citas se retrasan con hasta 2 meses de espera. Antes tenían que desplazarse hasta Vitoria o Logroño para tramitar cuestiones del SEPE, pero durante el confinamiento y las restricciones de movilidad no han podido y ahora además en Vitoria solo es posible telemático y en Logroño se dan solo unas pocas citas al día presenciales”. 
  • El 19,2% de la población de Oyón está en paro. El SEPE se encarga, entre otras cuestiones, de tramitar las prestaciones de desempleo. 

22 diciembre 2020.- El Partido Popular de Oyón ha propuesto que el Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE) abra un puesto de atención en Oyón para reducir la actual demora en las citas. Como ha explicado el concejal popular en el Ayuntamiento de Oyón, Eduardo Inclán, se trata de “un momento clave” porque el Gobierno Vasco y la Diputación Foral de Álava van a invertir 400.000 euros en la rehabilitación y mejora de las oficinas de Lanbide en el municipio y “hay que aprovechar sinergias y ubicar también ahí un punto de atención del SEPE”. 

“Hay que aprovechar la obra del nuevo edificio de Lanbide para ubicar también el SEPE”. Eduardo Inclán, concejal del PP en el Ayuntamiento de Oyón

En Oyón hay 346 personas en paro, lo que supone un 19,2% de la población. El 15% de los hombres de la localidad y el 24,5% de las mujeres en edad de trabajar, entre 16 y 65 años. Los vecinos de Oyón tenían que desplazarse hasta Vitoria-Gasteiz o Logroño para realizar trámites del SEPE como el pago de prestaciones de desempleo o la tramitación de jubilaciones, ya que en Oyón solo se abordan los temas relacionados con Lanbide. La necesidad de contar con un punto de atención del SEPE en Oyón se ha incrementado aún más con la pandemia del COVID y las restricciones de movilidad. “Los vecinos de Oyón están hartos. El servicio está saturado y las citas se retrasan con hasta 2 meses de espera. Antes tenían que desplazarse hasta Vitoria o Logroño para tramitar cuestiones del SEPE, pero durante el confinamiento y las restricciones de movilidad no han podido y ahora además en Vitoria solo es posible telemático y en Logroño se dan solo unas pocas citas al día presenciales”, ha subrayado Inclán.  

A pesar de que en la actualidad los vecinos pueden desplazarse a Logroño, “lo cierto es que es necesario contar con este servicio en el pueblo, más aún cuando se va a rehabilitar un edificio nuevo para Lanbide”, ha insistido el concejal del PP.