El PP exige que la población rural alavesa sea vacunada en sus ambulatorios cercanos y evitar desplazamientos y contagios

  • Los populares piden que el Gobierno Vasco habilite los ambulatorios rurales como puntos de vacunación y pruebas PCR para evitar desplazamientos y descongestionar los puntos habilitados.
  • De los 43 puntos del País Vasco, solo 4 están en Álava y además ubicados muy próximos: dos en Txagorritxu y dos en Rioja Alavesa (Oyón y Leza).
  • Los habitantes de la zona de Añana, por ejemplo, deben trasladarse al hospital de Txagorritxu y los de Ayala incluso a Gernika, ya que el de Galdakano (que corresponde a Vizcaya) está saturado. En Zuia, teniendo el centro de salud, a los niños y familias les están obligando a vacunarse en Txagorritxu.
  • Ana Salazar, procuradora de Populares Alaveses en las Juntas Generales de Álava: “¿Para qué se están invirtiendo recursos en hacer ambulatorios rurales si luego no se les da uso?”.
  • “Al principio de la pandemia podríamos llegar a entender que era difícil por el desconocimiento, pero a estas alturas y cómo está la situación, es una auténtica vergüenza lo que está pasando, la mala gestión del PNV es una realidad que sufrimos todos y en especial la zona rural alavesa. No corrigen los errores, vamos a peor”. 
“¿Para qué se están invirtiendo recursos en hacer ambulatorios rurales si luego no se les da uso?” Ana Salazar, procuradora de Populares Alaveses en las Juntas Generales de Álava

22 diciembre 2021.- Las personas que viven en los pueblos alaveses han sido de nuevo abandonadas en la planificación de vacunas y realización de PCR de Osakidetza. Los habitantes de, por ejemplo, Añana, tienen que desplazarse hasta el hospital de Txagorritxu para vacunarse o para realizar PCR; los de Ayala, ya no solo a Galdakano, sino hasta Gernika a 50 minutos; y los niños de Zuia con sus familias teniendo el centro de salud recién inaugurado también a Txagorritxu. Por eso, la procuradora de Populares Alaveses en las Juntas Generales de Álava, Ana Salazar, ha exigido al Gobierno Vasco que la población rural alavesa sea vacunada en sus ambulatorios cercanos y evitar así desplazamientos y contagios con la congregación de personas.

Tal y como ha señalado Salazar, “¿para qué se están invirtiendo recursos en hacer ambulatorios rurales si luego no se les da uso?”, en clara alusión a los recientemente inaugurados centros de salud de Zuia-Murgia y de Amurrio. Es más, Álava sigue siendo la gran perjudicada porque de los 43 puntos de vacunación habilitados en Euskadi, solo cuatro están en territorio alavés. Dos se encuentran en el hospital de Txagorritxu y los otros dos en Oyón y Leza. “Es una incongruencia total, los cuatro existentes están concentrados en dos únicos puntos, en la capital y en Rioja Alavesa, ¿qué pasa con el resto de municipios de la zona rural alavesa, de sus habitantes? ¿Hay puntos donde no existe el transporte público, cómo se desplazan esas personas? Nuevamente abandonados”, ha denunciado la procuradora popular.

Salazar ha exigido “coherencia y responsabilidad” por parte del Gobierno Vasco, para que dé uso a los ambulatorios rurales, los cercanos a los habitantes, para vacunar y hacer PCR. “No puede ser que el remanente de 660 millones de euros que le sobran al Gobierno Vasco porque no los ha gastado no se destine a estas cuestiones, a reforzar la Atención Primaria, a dotar de servicios a los alaveses”, ha puntualizado. Salazar ha recordado que “al principio de la pandemia podríamos llegar a entender que era difícil por el desconocimiento, pero a estas alturas y cómo está la situación, es una auténtica vergüenza lo que está pasando, la mala gestión del PNV es una realidad que sufrimos todos y en especial la zona rural alavesa. No corrigen los errores, vamos a peor”.

El PP de Ayala denuncia que el PNV de Llodio mantiene cerrado el matadero y retrasa su apertura para formar un nuevo chiringuito

  • El cierre desde más de dos meses perjudica a ganaderos y carniceros, que asumen importes cuantías económicas por el traslado a mataderos más lejanos, a casi 100 km el más cercano, y la contratación de camiones frigoríficos para entregar la carne en las carnicerías. 
  • El Gobierno Vasco no ha ejecutado las obras necesarias que se comprometió a hacer en 2019. 
  • El PP exigirá en las Juntas Generales de Álava y en el Parlamento Vasco que se solucionen las deficiencias existentes, se ponga en marcha cuanto antes y se amplíen las ayudas económicas a todos los ganaderos y carniceros afectados. 
  • Montse Canive, portavoz del PP de Ayala: “Tenemos la impresión de que este nuevo cierre se debe más a cuestiones políticas que a medioambientales, no han explicado el problema y no han presentado el informe técnico, pero sí han anunciado un nuevo concurso”.
  • “¿Qué va a pasar con los sectores afectados todo ese tiempo hasta la puesta en marcha definitiva? Al PNV le da igual, se olvida de ellos, solo piensa en montar un nuevo chiringuito allí”. 

9 septiembre 2021.- El PP de Ayala ha denunciado que el PNV de Llodio mantiene cerrado el matadero y está retrasando su apertura para formar un nuevo chiringuito del PNV allí. Como ha denunciado la portavoz del PP de Ayala, Montse Canive, la “mala gestión” por parte del PNV con el matadero municipal cerrado está perjudicando a ganaderos y carniceros desde hace más de dos meses, pero “es más, se va a retrasar la apertura porque el PNV quiere montar ahí otro chiringuito más en la provincia”. 

“Exigimos que se solucionen las deficiencias existentes, se ponga en marcha cuanto antes y pediremos que se amplíen las ayudas económicas para los afectados” Montse Canive, portavoz del PP de Ayala. 

Canive ha recordado que en menos de dos años estas instalaciones han estado cerradas en dos ocasiones durante varios meses debido a problemas en los vertidos. En 2019 se cerró este centro de sacrificio animal con el fin de realizar actuaciones en la red de saneamiento, se sustituyeron diversos colectores y arquetas y se instaló una pila de recogida de sangre procedente de los sacrificios en unos depósitos portátiles para su posterior gestión por un gestor autorizado. El PNV anunció en ese momento la creación de un innovador sistema de depuración para evitar que se vertiera sangre al río con una partida presupuestaria de 370.000 euros. “Sin embargo, el Gobierno Vasco no ha ejecutado las obras que se comprometió a hacer y como se está comprobando los arreglos que hicieron en 2019 no se hicieron correctamente y el matadero vuelve a estar cerrado”, ha denunciado la portavoz del PP de Ayala. 

El cierre de esta instalación supone un gran perjuicio para la comarca y “el tiempo transcurrido desde el cierre hasta la fecha nos hace pensar que existen otros motivos detrás de este cierre tan prolongado”, ha puntualizado la portavoz popular. 

En este sentido, Montse Canive ha señalado que “tenemos la impresión de que este nuevo cierre se debe más a cuestiones políticas que a medioambientales, no han explicado el problema y no han presentado el informe técnico, pero ya ha anunciado el Ayuntamiento de Llodio, gobernado por el PNV, que convocará de nuevo el concurso para adjudicar el servicio, temiéndonos que se intente contratar a gestores más politizados y así gestionar otro chiringuito”.

Según ha anunciado el Ayuntamiento de Llodio, prevé para finales de año tener las bases del nuevo concurso de gestión, a lo que Canive se ha cuestionado, “¿qué va a pasar todo ese tiempo hasta su puesta en marcha definitiva con los cientos de carniceros, ganaderos, consumidores, los 11 trabajadores y operarios de mantenimiento, limpieza y transporte afectados por la demora? Al PNV le da igual, se olvida de ellos, solo piensa en montar un nuevo chiringuito allí”. 

Además, Canive ha criticado que las ayudas económicas presentadas por el Consistorio solo se destinen a los ganaderos de Llodio y es por ello que ha anunciado que el PP, desde las Juntas Generales de Álava y el Parlamento Vasco, exigirá que se solucionen las deficiencias existentes, se ponga en marcha cuanto antes y pedirá que se amplíen las ayudas económicas debido al perjuicio del cierre al resto de ganaderos afectados -de la media anual de 3.000 reses, solo 60 son de Llodio- y también al sector cárnico. 

Desde el 2 de julio, los ganaderos se ven obligados a enviar las reses a mataderos lejos de la comarca, el más cercano se encuentra a casi 100 km, con el consiguiente problema económico y de tiempo que supone, y además deben contratar camiones frigoríficos para que la carne sea entregada en las carnicerías, lo que supone un gasto muy importante para todos ellos.